<3 404

Hoy fui a Starbucks antes de entrar a la agencia. Cuando llegué a destino con mi café y mi budín de chocolate, toda despeinada por la humedad, tenía un SMS de un teléfono que no conozco. El mensaje decía “</3”.
NADA MÁS. Pregunté “Quién sos?”, no tuve respuesta.

Quizás no duerma nunca jamás.

Si las llamadas de números privados que no llego a atender me arruinan las neuronas esto, definitivamente, me anuló el sistema nervioso por completo.

De todas formas, no soy tan valiente como para llamar al número desconocido y preguntarle quién es.

OUCH.

Share

Recommended Posts

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *